Blog Gentest

Dipl. Biol Joelle Apter
 Dipl. Biol Joelle Apter

El dejar de fumar está vinculado genéticamente

El comportamiento adictivo es hereditario. La única pregunta es: ¿Los hijos de fumadores fuman porque han heredado los requisitos genéticos para ello? ¿Porque lo han visto en casa y han seguido la costumbre? ¿O incluso porque querían hacer algo en contra de la voluntad de los padres?

Los estudios en gemelos han demostrado que la genética es el principal responsable de la cantidad de cigarrillos que una persona fuma al día. Los factores exteriores parecen jugar un papel importante, especialmente cuando alguien empieza a fumar. Esto significa que el entorno de los jóvenes, el ejemplo de los padres, etc. facilita o complica el inicio en el tabaquismo. Aunque el nivel de adicción del fumador dependerá de sus genes.

Por lo tanto, los requisitos genéticos están determinados para decidir si el dejar de fumar resulta difícil o fácil.

Zurich, 09.04.2012

Archivo